Hay hambre en Canadá

Vivimos en uno de los países más ricos del planeta, y quizás mi vecino está necesitando que comer, y yo no lo sé o no hago suficiente al respecto. Cada día leo noticias de gente que pasa hambre en otras partes del mundo, y me mueve a ayudar. Pero ¿mis vecinos? Me parece raro y quisiera no creerlo. Vemos que el precio de los alimentos aumenta constantemente, ¿que nos depara el futuro?

Según me dice el diario La Presse, en 2011 más de 40 mil niños y un total de 148,460 personas en Montréal reciben ayuda de los bancos de comida en la ciudad. Hay hambre en Montréal. ¿Qué hacer al respecto?

Guillermo Ziegler nos comenta, en el marco de la Semana de la Beneficencia, sobre el Ottawa Food Bank. La situación en la capital de nuestro país tampoco es muy distinta por lo que parece, y me alegra que haya gente que esté ayudando a otros.

Lo dijo Billy Graham alguna vez, comparándonos con el resto del mundo “si hoy comimos un plato de comida, podemos considerarnos ricos”. Para mí no es suficiente, pienso que hay mucho más que se puede hacer.

Hay quienes piensan que cerrar los bancos de comida ayudarán más a combatir la pobreza. En todo Canadá, en marzo 2011, 851,000 personas visitaron un banco de comida para pedir ayuda.  Y The Globe and Mail preparó esta imagen mostrando la relación entre las personas que acuden a estas organizaciones comparado con el desempleo.

Bancos de comida desempleo

Dos amigas mías son directoras de dos organizaciones de bancos de comida, en Montréal, en dos zonas diferentes y ambas me confirman que la necesidad aumenta a diario.

¿Qué podemos hacer para ayudar a los demás? El artículo de Guillermo nos da una guía al respecto.

1 Trackbacks & Pingbacks

  1. El precio de los alimentos aumentó 4% en Canadá - Finanzas Canadá

Leave a comment

Your email address will not be published.


*